Philip-Lorca diCorsia, el maestro de la luz artificial

 

Un repaso a una carrera que le ha convertido en uno de los fotógrafos con más proyección de la fotografía contemporánea. Entre anécdotas y visionado de sus mejores imágenes.

¿Qué nos contó diCorsia?

Entre las anécdotas, la querella interpuesta por un transeúnte, -cuyo juicio ganó diCorcia- o algunas referentes a su serie sobre prostitución en Los Ángeles contándonos historias de los gigolós fotografiados. Unas imágenes que configuran uno de los mejores trabajos de su carrera, a caballo entre la fotografía documental y la de autor, donde el sello de diCorcia impregna cada negativo.

En el vídeo habla también sobre la técnica analógica que sigue utilizando, con cámaras de medio y gran formato. De cómo trabaja con el uso de trípode y flashes, sin dejar espacio a la improvisación (aunque sí para el azar) porque una vez colocada la cámara no puede cambiar su encuadre en el que sólo existen cambios en los gestos de los retratados o en la situaciones que en ese lugar seleccionado puedan suceder.

El maestro de la luz artificial, ese fotógrafo que hace magia componiendo escenas coreografiadas con ella. Un referente para generaciones de fotógrafos que le han seguido, ese estilo tan cinematográfico como él mismo nos contaba, donde los rostros aparecen iluminados dándoles una mística especial, elevándoles a la altura de un pedestal que les sitúa en la categoría de arte.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s